RECOMENDACIONES ANTE LA RADIACIÓN UV

El sol emite diversos tipos de radiaciones, algunos de ellos apodan beneficios al organismo, sin embargo también emiten rayos ultravioleta (UV), que son responsables de diversas enfermedades relacionadas a la piel. Actualmente, la capa de ozono, que nos protege de los rayos UV, se encuentra debilitada, lo que origina que estos rayos atraviesen la capa con mayor facilidad, ocasionando daño celular y causando diversas alteraciones y enfermedades, como quemaduras, envejecimiento prematuro de la piel, afecciones oculares, insolaciones y el cáncer de piel. Protege tu piel
  • No te expongas excesivamente al sol.
  • Si piensas broncearte hazlo con protectores solares en crema y líquido.
  • Utiliza barreras físicas entre los rayos solares y tu piel como sombrillas, gorras y otros.
  • Utiliza indumentaria adecuada que aumente la protección solar como polos, sombreros con ala ancha o gorras con visera.
  • Evita la exposición al sol, sobre todo en las horas centrales del día, es decir de 11 a.m. a 4 p.m., incluso en días nublados.
  • No expongas directamente al sol a los bebés menores de 6 meses. La protección solar en la infancia es una manera de prevenir el cáncer de piel en la adultez.
  • Los ojos también son importantes, por ello se recomienda utilizar anteojos con cristales que filtren entre el 50% y 90% de las radiaciones solares.
  • Realiza un autoexamen periódico. El descubrimiento de alguna lesión nueva en la piel es motivo de consulta con el médico.

Protege tus ojos

La mejor manera de proteger tus ojos durante el verano es usando lentes adecuados. Por eso, toma en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Todas las personas deben usar anteojos oscuros durante el verano.
  • Los lentes deben tener filtro ultravioleta (UV). Cómprelos en lugares de garantía sugeridos por su oftalmólogo y por el Instituto Nacional de Oftalmología (INO).
  • Evite comprar los lentes en el comercio ambulatorio.
  • Los niños y adolescentes también deben usar gafas con filtros UV.
  • Si va a tomar sol, proteja los ojos con lentes oscuros. Nunca mire directamente al sol.
  • No tome sol con lentes de contacto.
  • Si aparece algún síntoma molesto, no dude en acudir a un servicio de urgencias o una consulta oftalmológica.

Fuente: Verano Saludable - MINSA (https://goo.gl/CjnmEi)